Acierta

Ciclista profesional se convierte en repartidor para ayudar a los más necesitados

No todos los héroes llevan capa, a algunos solo les basta con una bicicleta y un cubre bocas para ayudar a los que más lo necesitan en esta crisis provocada por el nuevo coronavirus, como el caso del italiano Davide Martinelli.

Y es que el ciclista profesional decidió convertirse en repartidor para ayudar a los ancianos y más necesitados de su pueblo de Lodetto, en Lombardía, una de las zonas más afectadas en Italia por el Covid-19.

El italiano, de 26 años e hijo del director del equipo Astana Giuseppe Martinelli, solo necesita su bicicleta, un cubre bocas y una mochila para transportar comida y medicamentos a los que más lo necesitan.

“Tengo una bicicleta, dos piernas, una máscara, guantes y una mochila, así que descubrí que podía ser útil para las personas mayores en el pueblo que no pueden moverse” Davide Martinelli para Tuttobiciweb.
Martinelli, con solo dos victorias en su carrera como profesional, no cuenta con el mejor curriculum deportivo; sin embargo, el gesto que ha tenido en estos momentos de crisis por el coronavirus lo hacen trascender como deportista y sobre todo como ser humano.

Chris Froome felicita a Martinelli

La gran acción de Martinelli no pasó desparecibida en redes sociales, donde Chris Froome, cuatro veces campeón del Tour de Francia, aprovechó para mandarle un mensaje de felicitación.

A través de su cuenta de Twitter, el ciclista británico de 34 años, aseguró que en estos tiempos tan complicados para la humanidad es bueno leer historias como estas.

Vía: SDP Noticias

Salir de la versión móvil